La Fundación Endesa fomenta la empleabilidad de colectivos especialmente castigados por la crisis del COVID en Aragón

Publicado el 2 de octubre de 2020

 

La Fundación Endesa impulsa la inserción laboral de personas vulnerables en Aragón con la puesta en marcha de colaboraciones con la Fundación Federico Ozanam, la Fundación Adunare y el Centro de formación GrupMav.

Con una aportación económica de cerca de 100.000 euros, desarrollará cursos de formación para el empleo con el fin de mejorar la empleabilidad de 210 personas vulnerables y en riesgo de exclusión social, reducir la brecha digital y aportar nociones para la mejora de sus competencias digitales.

Estos cursos de formación, que son una muestra más de la apuesta y el compromiso de la Fundación Endesa con el fomento del empleo de los colectivos que más lo necesitan, forman parte de las ayudas del Plan de Actuación Urgente frente al COVID-19 puesto en marcha por la Fundación Endesa al inicio de la pandemia, y que en Aragón ha beneficiado, por el momento, a 295 personas.

Por una parte, 18.000 euros se han destinado a Fundación Federico Ozanam para la creación de talleres multiprofesionales para mejorar la empleabilidad de 30 jóvenes zaragozanos en situación de exclusión social.

Estos talleres comenzaron en julio y finalizarán en enero de 2021. Se dividen en 20 horas semanales y constan de dos grupos de 15 jóvenes cada uno, lo que permite una atención más personalizada a los alumnos.

Los cursos son un recurso formativo para jóvenes sin cualificación, que han abandonado prematuramente sus estudios, por lo que sus posibilidades de inserción y progreso dentro del ámbito laboral son escasas. Esta formación tiene el claro objetivo de orientar y fomentar su retorno a los estudios, así como proporcionar la preparación que necesitan para enfrentarse a un mercado laboral exigente y en continua evolución, y que además les posibilite cierto recorrido profesional.

Asimismo, persigue minimizar la brecha digital existente entre este colectivo, y que se ha visto agravada con la crisis del COVID-19, mediante la introducción de nuevas tecnologías y la comunicación como un elemento transversal en todas las actividades desarrolladas.

Por otra parte, la colaboración con la Fundación Adunare supone una aportación económica de 48.000 euros, con el fin de mejorar la empleabilidad de 120 personas en situación de exclusión social residentes en Zaragoza.

Este proyecto formativo busca mitigar las carencias a nivel educativo, cultural y competencial de personas con escasa experiencia laboral y/o empleos precarios, baja o nula cualificación profesional, con dificultades de inserción en el mercado de trabajo por sí mismos que necesitan un apoyo formativo y acompañamiento en la búsqueda de empleo.

La formación, que arranca este curso académico 2020/2021, consistirá en doce talleres, seis de ellos estarán centrados en la mejora de las competencias transversales, en los que los participantes trabajarán diferentes aptitudes esenciales en ámbitos laborales y personales.

Los otros seis se centrarán en la adquisición de competencias digitales, enfocado a la búsqueda de información y empleo, así como a reducir la brecha digital, que se ha visto agravada con la crisis del COVID-19. Además, todos los beneficiarios de estos talleres contarán con orientación y acompañamiento para la inserción laboral.

Por último, la Fundación Endesa ha realizado una aportación económica de 28.500 euros al Centro de formación GrupMav de Fraga, para la puesta en marcha de un programa de formación en soldadura y otro en peluquería dirigido a 60 jóvenes mayores de 30 años con estudios sin finalizar de la Comarca del Bajo Cinca (Huesca) y facilitar su inserción laboral.

Cada uno de los dos cursos, soldadura y peluquería, consisten en 180 horas de formación y un mes de duración, durante el que los alumnos tendrán la oportunidad de aprender de forma presencial en un taller cada una de sus dos modalidades, soldadura y peluquería. Se impartirán cuatro cursos en total, dos de cada modalidad, por un periodo de 2 meses, desde octubre a diciembre de 2020.

Estos cursos surgen con la idea de dar respuesta a la necesidad de garantizar una formación gratuita para mayores de 30 años que ya no entran en ningún tipo de programa de formación de garantía juvenil de la Cámara del Comercio de Huesca, con la que GrupMav desarrolla otros programas formativos.